Urge dar sentido al vacío existencial de la vejez. – Solidaridad Intergeneracional
39006
post-template-default,single,single-post,postid-39006,single-format-standard,bridge-core-2.2,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1400,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-20.7,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-27943

Urge dar sentido al vacío existencial de la vejez.

Urge dar sentido al vacío existencial de la vejez.

Los mayores hoy no son como los de hace 50 años. Necesitan afrontar su última etapa vital con actividades que doten de mayor significado a su vida, sin embargo la sociedad parece no estar preparada para dar una respuesta adecuada.

Laura Peraita

Enlace noticia original

«No valgo para nada». Este fue el primer pensamiento de Mari Luz Ovejero, de 70 años, al jubilarse después de estar toda una vida trabajando. Se sentía perdida ante la inmensidad de una nueva etapa vital en la que disponía de su tiempo con total libertad. Confiesa que su marido e hijo fueron en aquellos duros momentos su mejor apoyo y gracias a ellos, y a su propio tesón e inconformismo, decidió dar el paso de acabar con aquel vacío existencial. Rompió con su zona de confort y se acercó a un centro de mayores en el que finalmente se apuntó a un curso de informática. Nunca antes había tocado un ordenador.

«Decidí dejar la vergüenza de sentirme inferior por mi desconocimiento y poco a poco fui aprendiendo a manejarme con aquel teclado y pantalla», hasta el punto de que hoy es vocal de la Asociación de Voluntarios de Informática del Centro de mayores de Toledo (Avicemcam).

El caso de Mari Luz es un ejemplo de éxito. Hoy se siente feliz de poder enseñar nuevas tecnologías a otras personas y, sobre todo, por tener cada día un motivo para levantarse de la cama. Sin embargo, hay muchas personas mayores que, por el contrario, al llegar a esta etapa vital se sienten ancladas por no saber dar un nuevo rumbo a su vida.



Pin It on Pinterest

Share This