Mujeres con discapacidad por una inclusión total – Solidaridad Intergeneracional
23684
post-template-default,single,single-post,postid-23684,single-format-standard,bridge-core-2.2,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1400,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-20.7,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-27943

Mujeres con discapacidad por una inclusión total

Mujeres con discapacidad por una inclusión total

Alrededor de 604.000 mujeres españolas tiene discapacidad, lo que las sitúa en una situación de doble discriminación

ANA VERÓNICA GARCÍA

Aunque afecta igual a ambos sexos, la discriminación afecta de doble manera a las mujeres con discapacidad por el simple hecho de haber nacido mujer y se enfrentan a una situación de exclusión que puede afectar a su situación económica, laboral y social. Según el II Plan de Acción de Mujeres con Discapacidad 2013-2016 del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI), «la confluencia de dos ejes de discriminación, como el género y la discapacidad, generan situaciones de violación de derechos humanos que han pasado totalmente inadvertidos y que merecen ser abordados de manera sistemática».

El hecho evidente de que las mujeres con discapacidad son precisamente eso, mujeres, ha sido «una obviedad negada de manera sistemática, al ser consideradas como personas con discapacidad sin más, constituyéndose así una suerte de género neutro que las sitúa en la máxima exclusión social». Representantes de Plena Inclusión Madrid hacen hincapié en este hecho ya que muchas de ellas encuentran serias dificultades a la hora de identificarse como tales, ya que tanto su imagen, como los roles y funciones que desempeñan, no concuerdan con los establecidos a través de los mandatos de género en una sociedad patriarcal.

La Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, recuerdan desde CERMI, reconoce el derecho de estas personas a trabajar en igualdad de condiciones y a ganarse la vida mediante un trabajo libremente elegido o aceptado en un mercado y un entorno laborales que sean abiertos, inclusivos y accesibles a las personas con discapacidad.

«También somos mujeres» reclaman a ABC algunas de las chicas que se reúnen con nosotros para una improvisada sesión de fotos. Asociaciones dedicadas a este sector de la población, como Plena Inclusión Madrid trabajan por acabar con esta doble discriminación por tener discapacidad y por ser mujer. Este grupo, con discapacidad intelectual, ha abierto su corazón y han compartido con ABC sus sentimientos, que pasan por su necesidad de «merecer las mismas oportunidades» o que «la gente se ponga en nuestra piel» como afirman Ana y Paula. «Aunque no soy igual que vosotros, soy mujer soy persona, tengo sentimientos, sufro, tengo los mismos derechos» es la reivindicación de Sabe, que tuvo que dejar su pequeño pueblo natal en Jaén para tener alguna oportunidad en Madrid. Encontrar un trabajo ovivir de forma independiente son algunos de sus sueños, algo tan secillo y que muchos damos por sentado pero que para estas mujeres puede suponer la lucha de toda una vida.

www.abc.es/espana-en-femenino/abci-mujeres-discapacidad-inclusion-total-201604271326_noticia.html



Pin It on Pinterest

Share This